El Perú necesita de Fátima No temáis soy el Ángel de la Paz. Rezad conmigo Dios mío, yo creo, adoro, espero y te amo. Te pido perdón por los que no creen, no adoran, no esperan y no te aman.
CampañasTienda VirtualTesoros de la FeDonaciones



«Tesoros de la Fe» Nº 49 > Tema “Múltiples expresiones de la devoción mariana”

Página Mariana  [+]  Versión Imprimible
AbcAbcAbc

Santa María Madre de Dios


Virgen con el Niño, Bernardo Bitti, siglo XVI — Iglesia de la Compañía, Arequipa


El primer día del año, en la octava de Navidad, la Santa Iglesia conmemora la fiesta litúrgica de María Santísima, Madre de Dios, para reafirmar la legitimidad de aquel supremo título.

En el siglo V, el hereje Nestorio se atrevió a decir que María no era Madre de Dios (Theotokos), sino apenas Cristotokos (madre de Cristo, persona humana). Debido a esa injuria, los católicos del mundo entero protestaron y pidieron una reparación. Obispos de diversos países se reunieron en concilio en la ciudad de Éfeso el año 431, condenando las ideas del impío Nestorio. Declararon entonces solemnemente este punto central del misterio de la Encarnación:

“La Virgen María es Madre de Dios, porque su Hijo, Cristo, es Dios”. Acompañados por toda una multitud de la ciudad, que los rodeaba llevando antorchas encendidas, hicieron una gran procesión cantando: “Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros pecadores ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén” — jaculatoria que fue añadida por la Iglesia en la oración del “Avemaría”.

Al Perú le cabe la honra de haber designado al departamento selvático de Madre de Dios, con ese piadoso y categórico nombre.     





  




Artículos relacionados

La salvación del mundo por medio de las oraciones de María Santísima
Nuestra Señora, obra prima de Dios
Spes nostra salve
La Dormición de María y la Asunción a los Cielos
Consagración a María y la Estética del Universo
300 años de la obra mariana por excelencia
La incomparable fe de la Virgen María
Dios nos dio una Madre incomparable
¿Por qué celebrar los dolores de María?
Alegría de los Cielos




Informe de sus aportes a la Alianza de Fátima ¿Necesita que alguien rece por usted? Advocaciones marianas en el Perú Suscríbase a nuestro boletín


Peregrinando
Invitación al rosario del 13 de mayo
Un remedio eficaz contra la amnesia religiosa
Maravillosa lección en los orígenes de Lourdes
La Virgen del Tepeyac - Nuestra Señora de Guadalupe en México
Fátima: “una sola fe, un solo bautismo, una sola Iglesia”



Tesoros de la Fe


Nº 164 / Agosto de 2015

San Juan Bosco
Bicentenario de su nacimiento (1815-2015)

Casita de Don Bosco en su aldea natal, I Becchi, hoy Colle Don Bosco, en el Piamonte, Italia



Solicite aquí la visita de la Virgen Peregrina de Fátima




Santoral

2 de setiembre

San Antonio, Mártir

+siglo IV Siria. Joven cristiano de 20 años, de profesión cortador de piedras, quebró en pedazos ídolos paganos. Por ese motivo, fue condenado a morir en la propia construcción de una iglesia en que estaba trabajando (del Martirologio Romano - Monástico).



Santos Justo de Lyon, y Viator, Eremitas

+siglo IV . Justo, amigo de San Ambrosio y Obispo de Lyon, en Francia, disgustado porque sus fieles lincharon a un loco asesino que se pusiera bajo su protección, se retiró con un discípulo, Viator, hacia Egipto, donde llevaron la vida penitente de los padres del desierto, hasta la muerte.



San Guillermo, Obispo y Confesor

+1070 Dinamarca. Inglés, capellán del rey Canuto, hizo con él un viaje a Dinamarca. Impresionado con el lastimoso estado de abandono de los paganos, decidió evangelizarlos. Electo obispo de Roskilde, censuró enérgicamente al rey Sweyn por haber ejecutado a muchos hombres sin juzgamiento. Más tarde el soberano confessó públicamente ese pecado y se tornó amigo del santo.








Ayude a difundir el mensaje de Fátima
Alianza de Fátima | Donaciones | Solicite visita de la Virgen | Tienda Virtual

Campaña promovida por la Asociación Santo Tomás de Aquino
Tomás Ramsey 957, Magdalena del Mar - Lima - Perú
..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... .....